El perro quiere el yogur pero trata de disimularlo

perro helado

A todos nos ha pasado, vemos comida que nos gusta y nos volvemos locos. ¿Quién no ha hecho cosas increíbles por un trozo de pizza? Cada uno tenemos una debilidad y una forma de comportarnos ante esa debilidad.

La de este perro no podría ser más graciosa. Se desvive por el yogur y le cuesta ocultar su amor. Él lo intenta, pero hay algo de lo que hace que lo delata sin remedio. Todo el mundo sabe que se muere por un bocado de rico yogur.

El pobre no puede despegar la mirada de este manjar. Pero es que cualquiera en su posición hubiéramos hecho exactamente lo mismo.

¿Quién no ha acudido veloz en cuanto alguien ha abierto una bolsa de patatas? Los animales y los seres humanos somos débiles y tenemos predilección por la comida.

Resistirse cuando algo te gusta es tan difícil como lo vive este perro. Uno de los mayores retos podrías ser este, tener al alcance de tu mano un delicioso bocado y tener que controlarte para no perder los modales y devorarlo.

Fuente:Divanerev

Subir